¿Qué debo considerar para pasar la revisión técnica?

Cuando se acerca el momento de realizar la revisión técnica respectiva, muchos conductores comienzan a sentir preocupación por el estado de tu vehículo. La diligencia es de importancia debido a que es necesario para obtener el permiso de circulación y así cumplir con los requerimientos exigidos por la normativa chilena. 

Los conductores que no revisan con detención su vehículo antes de presentarse pueden experimentar situaciones desagradables que impliquen tiempo y dinero, ya que deberán reparar el desperfecto, comprar algún repuesto y/o sacar documentación, para luego realizar el trámite nuevamente. 

Sugerencias para pasar la revisión técnica al primer intento

Para que llegues con tu auto en perfectas condiciones y no tengas que lamentarte con posterioridad, te recomendamos revisar algunos aspectos antes de acudir a la Planta de Revisión Técnica: 

1. Alineación

Es fundamental revisar la alineación de tu automóvil. ¿Cómo? Si llegase a presentar algunas desviaciones en su trayectoria al soltar brevemente el volante o si en reposo el manubrio no se encuentra centrado, debes realizar un chequeo con tu mecánico. 

2. Neumáticos y llantas

Los neumáticos lisos es uno de los principales motivos de rechazo producto de que no poseen una buena adherencia al suelo. Por eso, los surcos en las llantas (dibujos) no deben ser menores a 2 milímetros y los bordes no pueden presentar un desgaste notorio, deformaciones, cortes o fisuras en ninguna de sus caras. Además, deben tener todos sus pernos de sujeción en buen estado.

3. Frenos

Revisa con anterioridad los sensores que indican cuando hay que realizar el cambio de pastillas y discos. En el caso de vehículos que no posean esta tecnología, debes poner atención en la fuerza que haces con el pedal de freno. Si estás en presencia de “frenos largos”, es decir, que debes presionar hasta el fondo el pedal para detenerse, necesita un mantenimiento. No olvides chequear que el freno de mano se encuentre en buenas condiciones.

4. Luces

Fíjate en el funcionamiento y estado de las luces altas y bajas del vehículo, los señalizadores, retroceso, tercera luz y la que ilumina tu patente. Todas deben encontrarse en buen estado. Por otro lado, los focos y faroles de señalización no deben presentar quebraduras.

5. Puertas

Verifica que tengan una correcta apertura y cierre. Cerciórate que los seguros funcionen correctamente en todas las puertas y la ventilación del vehículo sea la adecuada. 

6. Placa patente

Ir a la revisión técnica con las placas de patente deterioradas es un grave error. Revisa que se encuentren en perfecto estado para que tu vehículo siempre sea absolutamente reconocible. 

7. Cinturones de seguridad

Deben encontrarse en buenas condiciones y operar de forma correcta, especialmente en su hebilla. Recuerda tenerlos a la vista para evitar complicaciones. 

8. Suspensión

Si tu vehículo sufre algún tipo de balanceo al momento de estar en marcha o si el cilindro de amortiguación tiene manchas de aceite en su interior, es necesario revisar los amortiguadores antes de que pases por la Planta de Revisión Técnica. No lo olvides.

9. Emisión de gases

Verifica que el estado de los gases del automóvil se encuentre en un nivel correcto, ya que es importante para pasar la inspección en el primer intento. Asegúrate de que no salga humo al momento de acelerar o de prender el motor, revisa que el tubo de escape funcione correctamente y no presente fugas de ningún tipo. Visualmente, comprueba que tu auto no emita humo de color azul. ¿Por qué ocurre? Sucede cuando el motor está quemando aceite en exceso debido al desgaste de los sellos de las guías de válvulas o los anillos del pistón. 

Para evitar lo anterior, se recomienda mantener los cambios de aceite al día y siempre tener en cuenta la viscosidad requerida por el fabricante del automóvil. No olvides llevar la certificación de tu último chequeo de gases.

10. Asientos, bocina y limpiaparabrisas

Ya que forman parte de la inspección, todos los asientos deben estar en buen estado y con un buen aspecto. Así también, la bocina y las plumillas deben tener un buen funcionamiento y estar en correcto estado.

11. Kit de seguridad

Este elemento debe contar con todos los elementos aconsejados por el Ministerio de Transporte: extintor de incendio vigente, la gata del auto, llaves de rueda, la rueda de repuesto, el botiquín, chaleco reflectante y los triángulos, entre otras herramientas de seguridad.

12. Fugas de fluidos

Revisa que no exista ningún tipo de fuga de fluidos (bencina, aceite, agua, líquido refrigerante, entre otros). Es una buena práctica lavar el motor por arriba y por debajo para que este impecable y puedas verificar fácilmente si hay una fuga de líquidos.

13. Vidrios y parabrisas

 Las ventanas laterales, los vidrios y parabrisas del vehículo no deben tener trizaduras, picaduras y autoadhesivos que obstaculicen la buena visibilidad del conductor. Considera también que los vidrios polarizados están prohibidos por ley.

14. Panel de instrumentos

El tablero debe tener un funcionamiento adecuado. Para estar seguro de que todo funciona correctamente no debe haber ninguna luz dentro del panel que nos muestre la existencia de algún fallo.

15. Documentación del vehículo

Asegúrate de tener la documentación del auto completa y al día antes de dirigirte a la Planta de Revisión Técnica. Si es la primera revisión, se te pedirá el certificado de homologación y el permiso de circulación. Posteriormente, en la segunda revisión, se solicitará el certificado de la revisión anterior y el certificado de emisiones de contaminantes previo. Si existe cualquier otro cambio en los datos, se te pedirá también el padrón del auto. Prepárate con anticipación.

16. El Chasis

Debe estar en buen estado y no presentar desperfectos importantes que puedan afectar de alguna manera el funcionamiento del vehículo y que, por lo tanto, provoquen el rechazo en la revisión. Es recomendable reparar las partes necesarias con anticipación.   


Es importante que sigas estas recomendaciones para que tengas éxito en la revisión técnica y puedas circular tranquilamente y de forma segura por el territorio nacional. Por eso, ten en cuenta que su aprobación depende en gran parte del cuidado y mantención que le hayas realizado a tu vehículo de forma previa y de la asesoría que te pueden entregar.

Al respecto, te recomendamos nuestro servicio de: llevamos tu auto a la revisión técnica, donde una persona con mayor experiencia, colaboradora de nuestra Planta de Revisión Técnica, realizará este trámite por ti. ¡Olvídate de las filas interminables y tiempo perdido! Contrata nuestro servicio y además de contar con una atención de calidad, estarás contribuyendo a la inclusión laboral de una persona Senior, quienes se caracterizan por su responsabilidad, entrega y dedicación en el trabajo realizado, esforzándose por prestar un buen servicio a nuestros clientes. 

Esta entrada fue posteada el Tuesday, June 11, 2019 a las 10:50 AM en la categoría Revisión técnica